🦷Bruxismo, ¿qué es?: Apretar o rechinar los dientes.


El bruxismo es un hábito involuntario de apretar o rechinar los dientes sin tener nada que masticar. Es una práctica que se lleva a cabo mientras uno duerme o en distintos momento del día. Suele estar ligado con ocasiones o situaciones de estrés.

Más de un 70% de la población adulta española lo padece. A causa de la situación actual por la que estamos pasando, las patologías relacionadas con la cavidad oral y las dolencias faciales han aumentado debido al también aumento de la ansiedad, estrés y nerviosismo.

concienciar a los espectadores de las consecuencias que puede tener apretar o rechinar los dientes.

El gran problema es que muy pocos pacientes que lo padecen se tratan esta patología. Como consecuencias del bruxismo podría provocar destrucción y desgaste de las piezas dentales y caries. Así como importantes contracturas cervicales, molestias en la articulación de la mandíbula y dolores de cabeza.

Causas del bruxismo

Existe una gran cantidad de causas que lo pueden llegar a desencadenar. Se considera una patología multifactorial:

  1. Factores genéticos: el bruxismo es más prevalente en ciertas familias
  2. Estrés emocional
  3. Administración o ingesta de determinados fármacos o drogas
  4. Enfermedades del sistema central
  5. Transtornos del sueño

Tratamiento del bruxismo

Férula de descarga para paliar dolor causado por el bruxismo

Como tratamiento se suelen utilizar las férulas oclusales para prevenir el desgaste de los dientes. Sin embargo hay que tener cuidado ya que algunas de estas férulas producen más perjuicios que beneficios al paciente. (Recuerda consultarlo con tu dentista de confianza.)

Es importante saber que las férulas NO eliminan el bruxismo pero amortiguan los efectos negativos. Además de prevenir el desgaste de los dientes y los posibles dolores en la musculatura. Juntamente con la férula, sería óptimo realizar una serie de ejercicios para relajar la mandíbula. A continuación tienes un vídeo con todo el contenido necesario para realizarlos.

https://www.youtube.com/watch?v=tt11R4KfuZU

Soluciones al bruxismo

En los casos de bruxismo asociado a ansiedad estaría indicada la terapia farmacológica con ansiolíticos (clorazepam o busparina) , antidepresivos (amitriptilina) o los betabloqueantes (propanolol).

Por otro lado, aquellos casos de bruxismo que se asocien al apretamiento dental o a importantes contracciones de la musculatura de la cara, podría llegar a estar indicado la infiltración con toxina botulínica de tipo A, el famoso «botox».


Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *